Alnus Glutinosa

Hay unas 15 especies de Alnus glutinosa o Aliso, muy difundidas en la mayoría de las zonas templadas al norte del ecuador y en las zonas montañosas de América Central y del Sur.

Normalmente se las conoce con el nombre de aliso, pero en la zona de la que proceden las imágenes de este post, a este árbol todo el mundo le llama “humeira o humero“.

La especie Alnus glutinosa es autóctona del continente europeo, donde podemos encontrarla con facilidad.

Tiene una corteza marrón claro, bastante rugosa. Sus hojas son de color verde oscuro y redondeadas.

Su porte es de tamaño medio, normalmente no alcanzan más de 20-25 metros.

El follaje tiene una forma casi cónica, con ramificaciones bastante regulares y ramas bastante delgadas y no demasiado vigorosas.

A principios de la primavera, antes de que aparezcan las hojas, produce flores, masculinas y femeninas, en el mismo árbol. Las cuales a finales de verano y en otoño dejan espacio a los frutos, falsos conos leñosos de color verde claro, que en otoño liberan muchas semillas. Una vez secos los frutos, pueden permanecen en la planta durante muchos meses, a veces durante años.

Familia y géneroFam. Betulaceae, el género cuenta con unas treinta especies.
Tipo de plantaÁrboles o arbustos, caducos.
La exposiciónPreferiblemente al sol.
RústicoSí para la especie más común en Europa.
TerrenoPoco exigente. Húmedo, pobre, no calcáreo.
Colores
Marrón, inflorescencias leñosas.
CultivoFacil.
FloracionPrimavera.
AlturaDe 8 a 25 metros.
PropagaciónPor semillas con estratificación.

El nombre tiene una etimología incierta. Podría derivar del celta y significar “cerca de la orilla” o referirse a la característica de las hojas de envejecer temprano.

La palabra “glutinosa” significa “pegajoso” en latín y hace referencia a esa característica de sus hojas.

Descripción del aliso

Los alisos son parte de la familia de las Betuláceas, como por ejemplo el abedul y el avellano. Todos ellos se caracterizan por sus inflorescencias de racimos, colgantes, sin pétalos ni sépalos. En cada espiga hay flores de un solo sexo, por lo tanto sólo masculinas o femeninas.

Sus flores hembra dan lugar a frutos similares a conos en los que se encuentran las semillas.

Las inflorescencias femeninas de los alisos tienen la característica de ser particularmente duras y leñosas. Esto nos ayuda a distinguirlas de otras plantas de la misma familia.

hojas y frutos alnus glutinosa
Detalle de los frutos del aliso.

Las semillas que liberan son aladas, de lo que se deduce que la polinización se realiza por el viento y muy raramente por los insectos. Razón por lo cual se considera una especie que puede causar alergias.

Las hojas del aliso son, en general, ovaladas, alternas y con el margen dentado.

El follaje es ovalado, piramidal, inicialmente verde brillante, que luego se oscurece con el avance del período vegetativo. Según su cultivo puede adoptar forma de arbusto, ya que con una poda adecuada, pueden desarrollarse varios troncos directamente desde la base. Este tipo de tratamiento se hace cuando se quieren cultivar especímenes para ser usados para la producción de postes.

Hábitat y cultivo del Alnus glutinosa

Los alisos son árboles caducifolios de tamaño medio, que raramente pueden superar los 20-30 metros de altura. Crecen casi exclusivamente en zonas húmedas y pantanosas o cerca de cursos de agua.

Hábitat del Aliso

Están presentes en Europa, Asia del Norte y América del Norte. Son muy frecuentes en las zonas húmedas y pantanosas o que se inundan periódicamente.

Como se aprecia en la siguiente imagen sus raíces contribuyen a fijar el terreno en los márgenes fluviales, evitando que en la época de lluvias los ríos cambien su cauce.

raíces de alnus glutinosa
Raíces de aliso en el borde de un margen fluvial.

La difusión de las variedades depende del clima y también de la altitud. En el pasado se han utilizado para la recuperación de estanques y se han creado auténticos bosques conocidos como “alisedas, alisar o alisal“, con una o más variedades de estas plantas.

Exposición y clima

Los alisos necesitan lugares soleados, posiblemente en áreas abiertas, lejos de la sombra de otros árboles. El clima ideal es el de las zonas frescas pero soleadas, no les gustan demasiado las zonas tórridas. Tan sólo el aliso blanco puede adaptarse a vivir en estas condiciones.

En la naturaleza, los alisos son plantas colonizadoras, que tienden a ser abrumadas por otras especies a lo largo de los años.

Estos árboles crecen bastante rápido en los primeros años, por lo que rápidamente alcanzan su tamaño final. Sin embargo no son muy longevos, es bueno recordar estas características cuando se decide plantar un aliso en el jardín.

Sustratos adecuados para el Aliso

Los alisos son típicas plantas “pioneras”, que se adaptan a vivir en suelos pobres y ecológicamente desfavorecidos. Por lo tanto, siempre se ha utilizado para la recuperación de suelos pantanosos o para la consolidación de terraplenes, laderas y márgenes fluviales.

aliso del río
Humeras del río Sil, Norte de España.

Los alisos se han utilizado durante siglos para recuperar suelos infértiles e impregnados de agua, de hecho crecen preferentemente en suelos pedregosos, pobres en materia orgánica, incluso en presencia de agua estancada.

No se recomienda ubicar un aliso en suelos ácidos o en zonas sujetas a largos períodos de sequía.

Estas plantas al igual que las leguminosas, han demostrado estar en simbiosis con algunas bacterias fijadoras de nitrógeno, lo que las hace útiles para mejorar la composición química de los suelos donde se plantan.

Las bacterias Rhizobium (bacterias fijadoras de nitrógeno) se anidan en sus raíces y causan el nacimiento de nódulos en ellas. La bacteria consume ciertos nutrientes de la planta, pero le devuelve otros, incluyendo el nitrógeno (que la bacteria obtiene del aire).

De esta manera la planta se las arregla para hacer el suelo más fértil. También se ha demostrado que cuando un espécimen de aliso muere, enriquece el suelo con nitrógeno mucho más que otros árboles.

Es útil para el medio ambiente en todo momento, cuando está vivo y cuando ya no lo está.

tallos de aliso
Alnus glutinosa con varias guías principales.

Multiplicación o propagación de aliso

Para obtener plantas pequeñas de Alnus glutinosa se pueden seguir diferentes caminos:

La reproducción del aliso puede hacerse por semillas, en primavera, utilizando las semillas del año anterior, a las que es aconsejable dejar pasar al menos unos meses en un lugar frío, para simular la temporada de invierno.

En primer lugar, puedes probar a sembrar. Un truco importante es hacer que la semilla sea verificada. Debe mantenerse al aire libre o en la nevera durante el invierno durante varios meses a bajas temperaturas. Esto ayuda a la germinación reproduciendo las condiciones naturales.

La siembra se hace en primavera en una mezcla de arena y turba, incluso sin cubrir la semilla. El suelo debe mantenerse húmedo en todo momento, sin estancarse. Las plántulas deben nacer más o menos a las dos semanas.

Un método más rápido para obtener una planta adulta es acodar el tocón. La planta madre debe ser cortada a la altura del suelo. Entonces será estimulada para producir nuevos brotes desde la base. Estos deben estar parcialmente cubiertos de tierra para que produzcan raíces. Posteriormente los nuevos brotes pueden ser desprendidos y plantados individualmente.

En primavera, también se pueden hacer esquejes, que deben enraizarse en una mezcla de turba y arena en partes iguales, que debe mantenerse siempre húmeda hasta que los esquejes estén completamente enraizados.

Plagas y enfermedades

Esta planta no tiene particularmente miedo a los parásitos y enfermedades. Ocasionalmente los brotes pueden ser arruinados por los áfidos, también preste atención a los cánceres de cobre y enfermedades de hongos.

El aliso alimenta numerosos hongos cuando perece y se convierte en madera muerta. Sin embargo, también puede establecer una relación simbiótica con algunos de ellos. En general se ha comprobado que en las proximidades de estos árboles suelen encontrarse más de 24 especies. Por lo tanto, son plantas muy valiosas.

Por otra parte, la presencia de un cierto tipo de hongo puede ayudar a la identificación de enfermedades en ese grupo particular de árboles.

Variedades de Alnus glutinosa o Aliso

Esta especie está comprendida por diversas variedades, veamos las destacadas:

A. incana, aliso gris, nativo de Europa Central, tiene una corteza lisa y gris.

Alnus cordata, aliso italiano, nativo de Italia y Córcega, necesita mucha luz.

A. rubra, aliso rojo, nativo del continente americano.

Otras variedades:

Alnus viridis: en América, Asia y Europa

A. acuminata: América

Alnus orientalis: Turquía, Siria, Chipre

A. Tenuifolia: América del Norte

Alnus rugosa: América del Norte

El Alnus glutinosa o aliso negro

Las hojas son de 11 cm de largo y 7,5 cm de ancho, de color verde oscuro. Suaves por arriba, pero peludas por abajo. Las hojas jóvenes y las ramitas nuevas son pegajosas.

La corteza es gris con grietas. Las flores tienen 9 cm de largo, de color amarillo-verde, las femeninas son rojas. El fruto es leñoso, oscuro y de 2 cm de largo.

El follaje tiene forma de cono ancho (pero a menudo crece como un arbusto y por lo tanto tiene más troncos) y puede alcanzar los 25 m de altura. Es originaria del África septentrional, el Asia oriental y Europa.

Vive en zonas de ríos donde se crean bosques homogéneos o en combinación con otros árboles. Vive hasta una altitud de 1200 metros.

La variedad “imperialis” tiene un follaje plumoso, delicado y muy elegante.

Alnus incana o aliso blanco

Viene del Cáucaso y de Europa. Su rango se extiende hasta los 1500 metros sobre el nivel del mar. Está muy difundida en los Alpes y los Apeninos, ya que vive en un entorno típicamente montañoso, cerca de arroyos o estanques.

Sus hojas son ovaladas, de 10 centímetros de largo y 5 cm de ancho, verde oscuro por encima y gris y peludas por debajo. La corteza es gris oscuro. Las inflorescencias masculinas tienen 10 cm de largo. Los frutos son cónicos y de unos 2 cm de largo.

El follaje es de cono ancho, el tronco es recto y delgado y alcanza una altura de 20 m.

La variedad dorada lleva hojas y espigas dorados mientras que las ramas son anaranjadas.

También se utiliza a menudo para la consolidación de terraplenes y escarpas.

El alnus cordata o aliso napolitano

Tiene hojas redondas, de 9 cm de largo y ancho, de color es verde oscuro en la parte superior y pálido y peludo en la inferior. La corteza es gris, no muy agrietada y lisa.

Las inflorescencias femeninas son pequeñas y rojas, las masculinas miden unos 8 cm de largo, los frutos son leñosos y de 3 cm de largo.

El follaje tiene forma de cono, verde brillante y muy denso. La altura oscila entre 15 y 25 m. Es nativo de Italia y puede crear bosques a lo largo de las orillas de los ríos.

Se obtiene una madera muy ligera de esta variedad de aliso.

El Aliso rojo

Tiene hojas ovaladas, de más de 11 centímetros de largo y 8 cm de ancho, con ápice puntiagudo. Son verde oscuro arriba y verde azulado abajo. Los nervios, por el contrario, son rojizos.

La corteza es grisácea. Las inflorescencias masculinas miden 15 cm de largo y son amarillas mientras que las hembras son rojas.

El follaje tiene forma de cono ancho y puede alcanzar 15 metros de altura.

Tiene un aspecto muy parecido al del abedul.

Es nativo de América del Norte, especialmente del Noroeste. Vive en las orillas de los ríos.

Aliso negroAliso blancoAliso napolitanoAliso rojo
Altura25202515
Vida150 años100100100
HojasovaladasovaladasredondasEntre ovaladas y elípticas
FormaCono o arbusto alargadoCono alargadoCono alargadoCono alargado
CortezaGris oscuro, agrietadaGris oscuro, agrietadoGris y liso, ligeramente agrietadoGris pálido, arrugado
Hábitatfluviales hasta 1200 mMontañosos, humedales hasta 1500 mMontañosos, humedales hasta 1500 mEn las orillas de los ríos y a lo largo de la costa. También las zonas montañosas

Leyendas y tradiciones sobre el Alnus glutinosa

En la mitología griega este árbol se asociaba con el dios Cronos y los muertos, mientras que en la mitología nórdica se cuenta que los primeros hombres proceden de árboles como alisos y fresnos.

En la Edad Media se asoció con la brujería por su madera roja como la sangre y su extraño hábito de vivir cerca o en el agua.

Antiguamente en algunas zonas también se le atribuyó al aliso, la capacidad de alejar el fuego de las casas.

En el sur de Francia hay varios festivales que consagran este árbol como símbolo de la llegada de la primavera.

En la antigüedad en Irlanda se sentía tanto respeto hacia este árbol, que cortarlo se consideraba un delito.

aliseda en humedal
Imagen de un bosque de alisos en una zona húmeda.

Propiedades y usos del Alnus glutinosa o Aliso

Usos de la madera de aliso negro, Alnus glutinosa:

Su aspecto es particularmente agradable, es de color rojo anaranjado, muy lisa y libre de nudos e imperfecciones.

La madera de aliso realmente es de color claro, pero inmediatamente después de cortarlo se oxida y se vuelve anaranjada.

La madera de aliso negro es conocida por su durabilidad en un ambiente húmedo. Por esta razón se ha utilizado para la construcción de palafitos. En particular, toda la base de Venecia fue y sigue siendo construida con esta madera. En esa época se utilizaban alisos negros procedentes de la actual Croacia.

Su madera también se utiliza en la fabricación instrumentos musicales como violines y especialmente para la producción de guitarras de alta gama.

También es útil para la realización de todos aquellos objetos de madera que deben entrar en contacto con el agua. Como por ejemplo tinas, bañeras, saunas, parquet para su uso en cocinas o baños y como decoración en acuarios. El aliso rojo fue usado por los indios americanos para la construcción de canoas.

madera de aliso
Imagen del aspecto de la madera de Alnus glutinosa.

Su madera es, como dijimos, muy suave y homogénea. Por lo tanto, es ideal para tallar esculturas, hacen adornos para muebles, modelos y juguetes. También fue el árbol elegido para la producción de zuecos (de hecho es a este árbol al que Ermanno Olmi se refiere en “el árbol de los zuecos“).

Su madera y corteza contienen mucho tanino. Este último se utilizó para aromatizar algunos amargos y para obtener un tinte gris.

También proporciona una excelente leña, ya que tiene un valor calórico muy alto, aunque se consume bastante rápido, sobre todo si está muy seca.

En algunos países nórdicos como por ejemplo en Finlandia, se usan las astillas de su madera para ahumar el pescado.

Propiedades medicinales del Aliso

Antiguamente los habitantes de terranova le atribuían propiedades para curar quemaduras y aliviar el dolor y el reumatismo.

La decocción de su corteza aplicada en forma de gargarismos, sirve contra la faringitis y las anginas.


Si te ha gustado el post sobre el árbol Alnus glutinosa o Aliso, quizás estés interesado en:

La planta del Mimbre

La planta que desarrollo el comercio.

La fresa

Una fruta excelente y muy sabrosa.

La piña

Una fruta con muchas propiedades.

Por favor, Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Deja un comentario

error: Content is protected !!