El Tejo árbol milenario

El tejo común o tejo negro es un árbol milenario, conocido científicamente como Taxus Baccata. Pertenece a la familia de las taxáceas y está emparentado con las coníferas.

Es un árbol con mucha historia que quizás junto al Ginkgo biloba, es una de las especies que más llevan viviendo sobre el planeta.

El nombre común del tejo proviene del griego “tóxon” que significa arco/flecha.

Descripción del árbol venenoso tejo

Alcanza alturas de hasta 20 metros, su crecimiento es lento y vive muchísimos años. Hay algunos ejemplares con varios milenios de antigüedad. Como el de estas fotos, situado en la comarca del Bierzo en el noroeste de España.

El Taxus Baccata es un árbol perenne, de porte señorial, con copa piramidal y con abundantes ramas. Se encuentra de forma natural en todos los continentes, excepto en Australia.

Taxus Baccata
El tejo milenario en el Bierzo (norte de España)

El tejo suele encontrarse de forma aislada, rara vez encontrarás bosques de tejos. Esto es debido a la tala indiscriminada para obtener su madera, muy resistente y apreciada. Y a que como el crecimiento del árbol milenario tejo es muy lento, nadie lo cultiva. De esta manera le es difícil competir frente a otras especies más rentables.

Se recuerdan en la antigüedad grandes extensiones de tejos en lo que hoy es Holanda. A día de hoy, tan solo se conservan algunos ejemplares longevos aislados.

Debido a su escasez, el Taxus Baccata en muchos sitios es especie protegida. En los lugares que encontramos algún tejo antiguo se le protege considerándolo un monumento natural, como es el caso del tejo de estas imágenes.

Es un árbol habitualmente dioico, es decir con plantas de género masculino o femenino. Con la edad en algunas raras ocasiones se dan cambios de sexo total o parcial.

Las hojas del arbol tejo
Brotes de flores del tejo

Partes del árbol Taxus Baccata

El tronco es grueso, alcanzando diámetros de 1 o 2 metros. Estos troncos gruesos se forman a partir de varios pequeños, que con el tiempo acaban fusionándose.

La corteza del Taxus Baccata es marrón, delgada y llena de surcos verticales.

Sus hojas son de color verde oscuro por la parte superior y más claras por el envés. Miden de 2 a 4 cm de largo y están opuestas en dos hileras en cada rama.

Sus raíces a veces aparecen pobladas de hongos microscópicos, que forman simbiosis con el árbol, nutriéndolo de fosfatos.

Sus flores salen en primavera, en el nacimiento de las hojas. Las masculinas son globulares, con numerosos estambres, son pequeñas de menos de un centímetro de diámetro, de color amarillo claro. Las femeninas tienen, forma de copa, verdes al principio y de color rojo al madurar.

Sus frutos aparecen solo en la planta femenina y maduran en otoño. Contienen una única semilla verdosa y son venenosos. Tan solo es comestible el anillo carnoso rojo exterior, que rodea a la semilla, del que dan cuenta algunas especies de aves.

frutos taxus baccata o tejo
El fruto del tejo con su arillo carnoso rojo

El anillo carnoso sale en otoño y cada seis o siete años, el tejo tiene una producción abundante de estos. Su color varía del rojo al naranja.

Cultivo y cuidados del árbol tejo

Se cree que son propios de las zonas montañosas, pero no es cierto, sino que viven donde al hombre le cuesta llegar.

Al tejo le gustan los lugares frescos y húmedos. Especialmente le gustan los lugares donde la humedad procede de las nieblas. Prefieren los suelos calizos y con buen drenaje, no le convienen los encharcamientos ni las sequías. Además soporta bien el frío.

Las aves y algunos rumiantes comen todo su fruto. La semilla venenosa en su interior es resistente a los jugos gástricos. De esta manera contribuyen a la diseminación de la especie con sus excrementos.

Reproducción del tejo un árbol milenario

Su reproducción es habitualmente por estaca de madera joven, en otoño o invierno. Luego puede ser injertada con otra variedad de tejo más complicada de enraizar.

También puede reproducirse por semilla, pero apenas se usa esta técnica. Esto es debido a lo que siempre pasa con las semillas, que no siempre reflejan las características de su progenitor. Y a que suele tardar 2 años en germinar y el porcentaje de éxito está entre el 40% y el 60%.

Plagas y hongos en el tejo, un árbol milenario

El árbol Taxus Baccata puede verse afectado por unos insectos llamados cochinillas. Si queremos librarnos de ellos debemos aplicar insecticida.

Si amarillean sus hojas puede ser por hongos. Aunque es una especie muy resistente, que en este sentido apenas necesita cuidados.

Hay muchas variedades de tejo, muchas de ellas utilizadas en la ornamentación de jardines, a modo de setos. Esto es debido a que soporta bien la poda, aunque su uso no está muy extendido debido a su lento crecimiento.

A pesar de que soporta bien la poda, debemos tener cuidado con las lluvias. Porque podrían favorecer a aparición de hongos en las heridas producidas.

Tejo milenario
Tronco y ramas del árbol tejo

Historia del milenario árbol tejo

Los antiguos celtas pobladores del noroeste de España, lo usaban como veneno para sus flechas y para suicidarse cuando eran capturados por los romanos.
Los celtas veneraban al tejo como árbol sagrado y lo utilizaban en muchos de sus rituales. Quizás por la misma razón por la que posteriormente se plantaba al abrigo de ermitas y cementerios. Por la asombrosa longevidad del árbol, que parece inmortal, para establecer un vínculo con los antepasados, como símbolo de la inmortalidad del alma.

Los griegos y romanos llamaban al Taxus Baccata “árbol de la muerte”. Y estaba consagrado a los dioses subterráneos, de ahí que se plantara en los cementerios ya en aquella época.

Antiguamente y aún a día de hoy, algunas familias llevan una ramita de tejo a los difuntos el día de todos los santos.

¿De dónde proviene la expresión de “Tirar los tejos“?

Existía una costumbre para desear larga vida y salud, que tenían los jóvenes antiguamente durante la noche de San Juan. La cual consistía en colocar en la ventana de sus futuras mujeres ramitas de tejo, a lo que ellas respondían arrojándoles las bayas del Taxus Baccata.

De aquí viene la famosa expresión de “tirar los tejos“, muy utilizada incluso a día de hoy.

arbol milenario tejo
Tronco del tejo

Composición del venenoso árbol tejo

La envoltura carnosa que rodea la semilla contiene pigmentos carotenoides y efedrina.

El resto de las partes de la planta contienen una mezcla de alcaloides taxina, (taxol), baccatina, heterósidos y el glucósido taxicantina.

Excepto la envoltura carnosa todas las partes de la planta son tóxicas. Esto es debido a su contenido en alcaloides, principalmente taxina, taxol y baccatina. Su ingesta produce parálisis cardíaca.

La taxina es muy peligrosa, más que toxica es venenosa, pues una pequeña cantidad puede matar en pocos minutos. Por eso la única parte comestible y libre de taxina, el anillo rojo carnoso que rodea la semilla, es peligroso comerlo por que nos podemos contaminar con otras partes del árbol.

Más de una persona ha muerto involuntariamente por este motivo, principalmente niños. Atraídos por el color y el sabor dulce del anillo carnoso que rodea la semilla del tejo.

Las muertes provocadas por la ingesta de sus hojas suelen ser de carácter voluntario, con fines suicidas. Si se ingieren por accidente, debemos provocar el vómito inmediatamente y acudir a urgencias.

También algún que otro herbívoro ha muerto por comer sus hojas. En algunos lugares ha sido erradicado por los ganaderos por este motivo. Entre 100 y 200 hojas bastan para matar a un caballo. Sin embargo a algunos rumiantes como a las liebres y a los conejos, parece que no les hace daño.

Usos y propiedades del Tejo

El árbol milenario Tejo se usa como ornamento en parques y jardines, algunas variedades para setos o figuras de jardinería.

La envoltura carnosa que rodea sus semillas, se puede comer, pero se desaconseja por el riesgo de envenenarse con otras partes de la planta.

Se elaboran jarabes a partir de su arillo carnoso rojo, sin la semilla. Estos preparados se utilizan como relajante respiratorio en afecciones asmáticas. Su uso es peligroso, por posibles contaminaciones con otras partes de la planta.

La intoxicación se presenta con una primera fase de euforia y aumento de las pulsaciones. Minutos después baja el ritmo cardíaco, produciéndose somnolencia, coma y parada cardíaca.

hojas de tejo o taxus baccata
Hojas de tejo

Uso médico del Taxus Baccata

La envoltura carnosa que rodea la semilla contiene pigmentos carotenoides y efedrina, un alcaloide estimulante del aparato respiratorio, que es precursor de las anfetaminas.

De las hojas del tejo se obtienen dos compuestos utilizados con éxito en la medicina. Son la bacatina y 10 deacetibaccatina, que son precursores del taxol. Aunque a día de hoy se obtienen por semisíntesis para no dañar más a esta especie.

Es un curioso y magnífico ejemplo para definir la doctrina de Paracelso “Todo es veneno, nada es sin veneno, solo la dosis hace el veneno“. Como un compuesto puede pasar de matar a curar.

Taxus baccata tronco
Detalle de la corteza del tejo

Usos antiguos del tejo

Antiguamente se utilizó mucho para fabricar bastones y armas como arcos y ballestas, debido a la flexibilidad y resistencia de su madera. Y el veneno de este árbol milenario se usaba para impregnar las puntas de las flechas.

Más adelante se usó la madera del árbol milenario tejo en ebanistería y carpintería debido a su notable calidad. También era típico su uso en la fabricación de instrumentos musicales como gaitas y en la fabricación de zuecos.

Muchas cercas se hacían de su madera por su notable y natural resistencia a la intemperie.

El tejo se ha utilizado como abortivo y estimulador de la menstruación, pero a día de hoy no se usa por el peligro de envenenarse.

En la época del imperio romano se recomendaba como antídoto para algunas mordeduras de serpientes.

En el siglo XVIII era utilizado contra los dolores reumáticos y contra la malaria.

Los antiguos druidas irlandeses creían que ahuyentaba a hadas y brujas en sus ceremonias rituales.


Si te ha gustado el post sobre el árbol milenario Tejo quizás estés interesado en:

Beneficios de las peras

Sabrosas y además con muchos beneficios. Así es la fruta del Pyrus communis o peral.

Propiedades Romero

Una planta aromática, que todos deberíamos tener en casa por sus propiedades.

Laurel el árbol

El Laurus nobilis, condimento indispensable de las cocinas de medio mundo.

Por favor, Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 4.5)

Deja un comentario

error: Content is protected !!